Amantes de las bajas pasiones cinematográficas…

Hollywood no salvará al Cine


 

AyDPOSTER 

 

Ron Howard – Ángeles y Demonios (Angels  & Demons, 2009) 

 

Ángeles y demonios  o “El código da Vinci 2”. Le hubieran puesto nombre de secuela, porque eso es. No sólo por su protagonista, sino debido principalmente a un aire de repetición, de historia rehecha de los desechos de su precedente. Justamente adolece de problemas similares.

 Un exceso explicativo, personajes que se quedan como meros mecanismos de la intriga, la propia intriga predecible y vacuamente sorpresiva. Si bien El código da Vinci (2006) poseía cierta solidez argumental, respondía a su respaldo literario, al soporte de una historia de best-seller que, aunque no trajera nada de nuevo, sí se encontraba organizada para atrapar al lector. Además, tenía su seudopolémica. La escandalización de la Iglesia todavía genera algún interés.

03

Ángeles y demonios es un film, digamos, completamente ficticio. No se basa en disquisiciones sobre el Santo Grial, sino en la sociedad secreta de los Illuminati: la misma chola con diferente calzón, salvo que su historia despega de la polémica y vuela por la suposición e inventa papas y cardenales y conspiraciones. En principio, no suena mal. Hay un detective que investiga. El problema reside en aquel dicho que reza: el que mucho abarca poco aprieta.

Ángeles y demonios luce dispersa en su afán apocalíptico estilo Hollywood. En lugar de concentrarse en la pesquisa y otorgarle la mayor preeminencia al misterio, se pierde en su propia pomposidad, en dejar bien claro que los Illuminati son la última chupada del mango.

04

O sea, en inflar un misterio que de tan hinchado explota y nada más. El malvado resultaba ser el que no mataba una mosca, el chibolo, pero ¿por qué? ¿Solamente porque era quien menos lo parecía gracias su cara de mongo?

El nombre de la rosa (1986) también es una investigación, con un telón de fondo medieval. Funciona parecido a Ángeles y demonios, pero mantiene lo medieval en un segundo plano, su ambiente gana presencia porque lo engloba todo, pues el misterio se inscribe en él. En Ángeles y demonios, en cambio, se habla demasiado.

06

En cierto punto, todos los personajes se vuelven deductivos. Y así se orienta la trama. A partir de una serie de personajes arbitrariamente émulos de Sherlock Holmes. No hay investigación, sino los personajes parecen “explicarle” al espectador lo que va ocurriendo. Corren de un lado a otro con sus deducciones. Hasta que una vez que transcurrió el tiempo suficiente Tom Hanks deduce quién es el asesino.

¿Facilismo de Hollywood? Por favor, ya no más secuelas o remakes o películas sobre cómics o de tema apocalíptico. No hacen otra cosa. Sin ir muy lejos, Ángeles y demonios se inscribe como secuela apocalíptica. Podría haber sido de extraterrestres. Cambia a los Illuminati por aliens del espacio capaces de tomar la forma humana que se han infiltrado en la Iglesia. E Ewan McGregor es su líder.

08

Ángeles y demonios, al igual que gran parte del cine hollywoodense, peca de limitada al efectismo, pero no con un efectismo irracional y desopilante, sino con uno donde su intención de impactar ya no funciona, porque se concentra únicamente en sí misma.

Una vuelta de tuerca es perfecta cuando descubres que la historia no se podría haber resuelto de otra manera, que desde el comienzo apuntó a eso, y por la magia una estructura ingeniosa, tú nunca te diste cuenta. Y entonces disfrutas del truco.

13

No sorprende, por otro lado, que el asesino sea el mayordomo solamente porque fue el que menos apareció a lo largo de la historia. Una retahíla de deducciones no es investigación, los relatos apocalípticos no impactan simplemente porque hablen del fin de algo. El homicidio hay que narrarlo con pulso de asesino.

 

Por Eugenio Vidal

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s