Amantes de las bajas pasiones cinematográficas…

El Miedo de Adentro


 

mist-poster-big

 

Frank Darabont – La Niebla (The Mist, 2007)

 

“La niebla”, de Frank Darabont, es una película fantástica basada en un relato de Stephen King. Darabont suele ser uno de los adaptadores oficiales de King: de sus cuatro películas, tres son basadas en obras del autor. Lo interesante de “La niebla” es que, a partir de un relato netamente sobrenatural, habla más sobre los seres humanos, sobre aquello que nos mueve y que nos impulsa a ser violentos, en particular en la sociedad norteamericana.

 

La cinta narra la historia de un hombre (Thomas Jane) que, con su hijo, se va un día a comprar al supermercado del pueblo donde vive. De pronto, una misteriosa niebla caer alrededor del lugar, una niebla que trae consigo a unas criaturas que comienzan a atacar a la gente. Es así que todos los que están en el supermercado deben quedarse ahí y ver la mejor manera de sobrevivir.

 

 

tm1

 

 

“La niebla” es una película que trabaja a partir del encierro y del miedo exterior. Todos los personajes deben unirse para tratar de sobrevivir ante los embates de los monstruos. Sin embargo, las cosas no saldrán de la mejor manera, al encontrar el protagonista oposición en una fanática religiosa, interpretada por Marcia Gay Harden.

 

Darabaont observa como sus personajes, en un principio, van haciendo sus labores cotidianas. La cámara aparece nerviosa, siempre señalando algún detalle que parezca ir en contra de esa cotidianidad. Un carro militar o el sonido de una ambulancia son justamente los elementos que rompen con una cotidianidad que aparece totalmente frágil, como es la que crea esa cámara que nota los pequeños elementos que salen de lo normal.

 

 

tm2

 

 

De esta manera, la película va creando una inestabilidad desde el primer minuto, anunciando a partir de pequeños detalles lo que va a ocurrir después. La tensión, de esta forma, es implantada desde el primer momento.

 

Pero una vez que el ataque se produce, la película nos muestra como el grupo humano sobrevive al encierro y a la tensión de saberse posibles victimas. Es ahí donde los personajes van ganando peso: El personaje de Thomas Jane, que pide pensar formas de escapar, se enfrenta a la irracionalidad religiosa de Marcia Gay Harden, que ve un mundo donde existen buenos y malos y donde es necesario sacrificar a cierta gente para que los monstruos, enviados por el diablo, no ataquen; ideas que van contando cada vez con más y más adeptos.

 

 

tm3

 

 

Lo interesante es que la película utiliza la excusa fantástica para observar como los miedos dentro de la gente van apareciendo. Los monstruos de afuera son sólo el motor para que aparezcan los monstruos de adentro. La puesta en escena de Darabont hace que esa transformación de la gente aparezca como el principal motor de tensión.

 

El director va creando un suspenso creciente basada en la transformación de la gente. Existe una cierta ritualidad en la puesta en escena del director, que va transformando lo irracional y lo terrible en lo común y cotidiano, en el ritmo de vida de la gente que está dentro del centro comercial, ante la mirada cada vez más aterrorizada de los protagonistas.

 

 

tm4

 

 

El miedo se va convirtiendo en el elemento común, en el faro que guía cada una de las acciones del centro comercial. Lo cotidiano se va empapando del fanatismo del personaje de Marcia Gay Harden, y la puesta en escena se dedica a captar ese cambio de ritmo, observándolo y fijándolo como lo cotidiano. La tensión nace justamente de cómo lo irracional se va convirtiendo en la regla, lo que en cualquier momento va a estallar. Darabont trabaja justamente a partir de una tensión que se basa no en el ataque de los monstruos, sino en el ataque de los fanáticos hacia aquellos que no piensan como ellos. Más que una película fantástica, La niebla es una película de humanos que atacan a otros humanos.

 

Es por eso que cuando la violencia estalla, lo hace sin ningún aspaviento, de forma seca y rápida, como si fuera la conclusión obvia ante el cambio en el estado de las cosas. Lo interesante es que cuando la violencia debe ser empleada por la gente más racional, la sensación que queda en el espectador es de desazón: “La niebla” no es una película que genera esa sensación en el espectador de “!que bien que mataron al malo!”; sino, por el contrario, es una cinta que se lamenta de el último recurso que tuvieron que usar los protagonistas para solucionar los problemas haya sido el de matar a alguien.

 

 

tm5

 

 

La violencia no aparece como un elemento catártico, sino más bien provoca incomodidad, haciéndonos notar que los protagonistas, de una u potra forma, han caído tan bajo como aquellos contra los que luchaban. Es esa desazón la que hace de “La niebla” una película lograda y extraña en su forma de abordar temas como la violencia y su representación en la pantalla.

 

El director hace ecos muy grandes hacia lo que ocurre en los Estados Unidos: ante el ataque externo, aparecen dos visiones: una que es mucho más racional y otra que es totalmente fanática y que se aprovecha de los miedos de la gente. La administración Bush y sus respuestas hacia los ataques externos son muy parecidos a los del personaje de Gay Harden, valiéndose del miedo y de la irracionalidad para hacer que la gente hagan lo que quiera. Y la cinta, con su final, nos dice que tristemente, esa visión del mundo es la que ha ganado.

 

 

tm7

 

 

Lástima que aquellos que fueron al cine a ver esta cinta la encontraron mutilada, con 10 minutos menos en su metraje. Felizmente el DVD existe, lo que nos permitió ver esta película en su versión original. Otro esfuerzo de los distribuidores (en este caso, Delta films) por alejar a la gente de las salas de cine.  

 

 

Por Rodrigo Bedoya

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s